Logotipo Saldeporte

Carlos Iglesias, noveno en el II Gran Premio de España – GP Villa de Madrid y primero en la Liga Nacional de Clubes

El pasado fin de semana se reanudó en Madrid el calendario nacional de Grandes Premios y de la Liga Nacional de Clubes de tiro con arco

Carlos Iglesias, a la izquierda de la imagen, junto a sus compañeros del Arqueros de Pozuelo en una competición anterior
Pedro Alonso | 27 julio, 2020

El arquero Carlos Iglesias ha terminado el Gran Premio de España Villa de Madrid con un sabor agridulce. Fue noveno en la modalidad individual, pero repitió primer puesto en la Liga Nacional de Clubes con su equipo, el Arqueros de Pozuelo. Tras debutar hace dos semanas en la Liga Nacional de Campo en El Barraco (Ávila) y conseguir un segundo puesto, el salmantino ha retomado los Grandes Premios y la Liga Nacional de Clubes de tiro con arco, competiciones que se vieron suspendidas y donde solo pudieron disputar la primera jornada en marzo en Valladolid. Esta segunda prueba, el arquero la ha valorado como “una toma de contacto”.

La cuarentena ha supuesto un gran hándicap para Carlos. “Estaba entrenando muy mal, incluso no he podido entrenar durante un tiempo, y para la competición aún no estaba bien centrado. En lo que más me ha afectado ha sido en la forma física porque he perdido casi cinco kilos de musculatura. También he perdido confianza, pero ahora me veo mejor porque estoy progresando poco a poco y sé que manteniendo esa dinámica es como realmente voy a estar bien”, reconoce.

También apena que este parón llegó cuando mejor estaba: “Antes de la cuarentena estaba haciendo más puntos que nunca, haciendo récords personales, en preparación física estaba fortísimo y no estaba en el pico aún. El parón me ha fastidiado porque estaba entrenando 6-7 horas diarias, la inversión económica que estaba haciendo, las horas que he pasado fuera de casa… Pero ha sido igual para todos, así que no sirve de excusa”.

El próximo Gran Premio será en Toledo el fin semana del 15 de agosto, donde el salmantino espera mejorar su marca personal y confía en que su equipo vuelva a tener un buen resultado. “Somos un grupo fortísimo y tenemos muy buen rollo, además confiamos mucho entre nosotros, no tenemos ningún problema. Los resultados hablan por sí solos, no hemos perdido ningún partido y yo creo que el ambiente que tenemos ayuda mucho, estoy contentísimo con ellos”, afirma.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *