Logotipo Saldeporte

Chuchi Jorqués: “Tenemos bajas importantes, pero no me doy de cabeza contra la pared”

El entrenador del Guijuelo afronta el partido contra el Celta de Vigo B con la esperanza de poner fin a su mala racha

Chuchi Jorqués (segundo por la izquierda), en su presentación como entrenador del Guijuelo / Foto: CD Guijuelo
Ricardo Alonso-Bartol | 16 febrero, 2021

Buen momento del rival. Seguramente sea el que mejor forma atraviesa, eso lo dictan los resultados. Es un equipo capaz de ganar a Unionistas, con lo fuerte que es en su campo, y de ganar al Zamora. Es verdad que he visto el partido y hay momentos en los que el Zamora está bien y tiene sus opciones, pero con su rendimiento y la sensación de seguridad que daba, ganaron allí 0-3. No es fácil, de los últimos 5 partidos han conseguido 13 puntos y es porque lo están haciendo bien. Si nos ponemos a pensar en los que están arriba, Unionistas pierde en casa y el otro día empata, el Depor llevaba cuatro sin ganar y el otro día lo consiguió, el Pontevedra también estaba más dubitativo…Si nos vamos a los resultados, dicta sentencia de que es uno de los equipos que en más forma está del grupo, seguro.

Mala racha de resultados. Me preocupa. Yo no he estado anteriormente, pero desde que he venido he visto a un grupo cercano, que está preocupado y responsabilizado con intentar salir de esta situación. Sinceramente, mi intención es que el efecto del cambio de entrenador se vea reflejado en resultados, si no lo consigo el máximo responsable voy a ser yo. Lo que no quiero es que después de que haya un cambio, no se vea reflejado en resultados. El objetivo cuando cambias es para hacer reaccionar a los chicos. Creo que están entrenando bien, hoy ha dado gusto y las sensaciones están siendo inmejorables. Pero si no se consiguen resultados y se pasa el efecto del cambio de entrenador, ellos van a verlo como algo normal, con monotonía y la sensación de que da igual quién esté, porque se sigue perdiendo o sin ganar. Eso es una gran preocupación grande para mí. Hay que ser realistas, que los tres partidos han sido fuera y con rivales complicados, pero eso ni me sirve como excusa ni me puede consolar. El calendario es el que es y tenemos que afrontarlo de la mejor manera.

Estado mental del equipo. Creo que hay un 50% en que están mal, pero otro en el que ellos quieren revertir la situación. Estoy viendo al grupo más unido desde que llegué, hay un buen feeling entre ellos, les veo sonreír y contentos, a mí me satisface. Dentro del problema deportivo que tenemos, si no somos capaces de ser felices o darle la vuelta…hay que estar todos contentos, poner de nuestra parte, porque si todo el tiempo que estamos concentrados están cabizbajos tendríamos muy pocas opciones de remontar el vuelo.

Bajas importantes y cansancio. Pienso que tengo una oportunidad maravillosa para demostrar mi nivel como entrenador, me siento un privilegiado de poder estar entrenando en Segunda B cuando hay un montón de entrenadores válidos que por circunstancias no están. Tengo tres bajas importantes, sí, pero no me doy de cabeza contra la pared. Intento buscar soluciones dentro de lo que tengo y sinceramente mañana va a salir un once supercompetitivo. Estamos capacitados para poder ganar al Celta con el once que va a salir mañana seguro.

Empujón si se gana. Sería un punto de inflexión. Es lo que hablábamos antes, lo que he vivido como jugador es que cuando muchas veces te habla el entrenador, necesitas que se vea refrendado en resultados. A ti te puede gustar el mensaje, lo que transmite o cómo entrenas, pero al final el futbolista necesita verlo refrendado. El examen del futbolista es el día del partido y es dónde se nos evalúa a todos, desde el cuerpo técnico hasta a los jugadores. Esa victoria sería un punto de inflexión y sobre todo un desahogo de cara a esos ánimos, estrés y ansiedad que tienen los chavales por no haberlo conseguido o llevar solo una victoria en lo que va de temporada.

Celta de Vigo B. Los cuatro jugadores de adelante son superpeligrosos. Tenemos que ser un equipo muy activo defensivamente, no conceder y esos mínimos errores o penalizaciones. Como el otro día en el gol, pienso que es evitable porque lo hemos trabajado y hablado de no hundir la defensa cuando están en línea de fondo ellos. Podríamos haber perdido, pero es evitable. Esas mínimas cosas que nos están penalizando debemos evitarlas. Ellos son del medio campo para adelante jugadores muy buenos, pero como todos los equipos del mundo tienen sus virtudes y sus defectos. Nosotros debemos de estar atentos para compensar sus virtudes y atacar sus debilidades. Sinceramente pienso que mañana vamos a tener opciones de ganar el partido, porque estoy viendo los entrenamientos y veo a los jugadores enchufados. Tenemos jugadores de nivel que pueden marcar la diferencia en Segunda B.

Cualidad principal del Guijuelo. Creo que ha habido un cambio muy importante en el compromiso y la actitud. No he estado antes, pero cuando vengo mi objetivo es que en el equipo se vea reflejado lo que yo he sido cuando jugaba. Ese carácter que yo tengo, que sea un equipo comprometido, competitivo, solidario, ayudar a los compañeros en una carrera o una ayuda…poco a poco lo estamos consiguiendo. Me he encontrado un grupo cercano, que tiene ganas de trabajar y eso facilita mucho más al entrenador su trabajo en el día a día. Es como todo, si no conseguimos cambiar pronto esta dinámica el cambio de haber llegado yo no habrá valido para nada, pero es un grupo humano espectacular y les veo concienciados en que quieren salir. Creo, o lo que les he hecho ver, es que si salimos de ahí abajo esto va a ser beneficioso para todos. Conseguir el objetivo será bueno para el club, para los jugadores, para el entrenador y para el pueblo, pero si no lo conseguimos será perjudicial para todos de cara a la próxima temporada, el que quiera encontrar un acomodo en otro club o el que quiera renovar aquí. Quiero que sean partícipes, porque los que juegan son ellos y los que nos pueden sacar de esto son los jugadores. Mi idea es ayudarles a encontrar ese camino, pero ellos son los protagonistas.

Defensa de cinco. Mañana vamos a cambiar el sistema, jugaremos con el que a mí me gusta, porque hemos estado trabajando con él y los jugadores se sienten cómodos. Las sensaciones que me han dado son espectaculares, vamos a cambiar. Mañana es un gran equipo, pero no es un campo tan grande como para tenerlo ocupado, que es a mí lo que me preocupaba cuando llegué. Nos estaban generando ocasiones, teníamos ese problema y quería ocupar bien en horizontal y vertical con ese 3-5-2, pero el campo de mañana no es tan grande. Nos van a exigir mucho, porque tienen calidad y desborde, son verticales, pero mi sensación es que con el 4-3-3 estuvimos bien y cómodos. Fuimos capaces de generar juego y tener balón, creamos peligro, llegamos y centramos, que no lo habíamos hecho en Pontevedra. de primeras no jugaremos con 3-5-2, luego no sé cómo irá el transcurso del partido.

Plan de partido. Me espero un partido complicado, que nos va a exigir mucha concentración, estar a los pequeños detalles y no dar por hechas las cosas. Es lo que vengo diciendo, el equipo cada vez hace más cosas buenas que malas, pero hay que ser determinantes en las áreas, en la nuestra para defender y en la del rival para marcar gol. Si el día del Pontevedra tenemos dos y no metemos, es porque algo estamos haciendo mal, igual que con el Depor. Estamos trabajando en la definición, en las llegadas, cómo hacerlo. Cada día tenemos más actitudes y conocimientos de lo que quiero de ellos, siento que está cerca de llegar esa primera victoria.

Buena imagen en Riazor. A lo mejor dicen que soy muy optimista, pero veo muchas cosas buenas cuando comparto el día a día. Estoy seguro que el anterior cuerpo técnico también ha visto muchas cosas buenas de ellos. Son un grupo trabajador, disciplinado, que está por la labor. Es verdad que esos mínimos detalles antes de llegar yo, que vayas ganando 0-2 o 1-0 y empates, moralmente es complicado. Pero no puedo tener queja de lo que me he encontrado en la plantilla de ilusión y ganas, si digo lo contrario estaría engañando. Si algún día no veo eso en la plantilla seré el primero en decirlo hasta públicamente, se lo diría a ellos antes y después diría públicamente que no estoy contento con lo que veo. Necesitamos que crean y transfieran lo bien que entrenan, que cada día hacemos más cosas buenas, al partido. Más que dejar buenas sensaciones necesitamos ganar, porque en el momento en el que ganemos y nos quitemos ese peso de encima irá todo mucho más rodado.

Lolo Pla. Se está tratando ahora mismo, está poniendo todo de su parte para recuperar, pero tiene esas molestias y necesita un poco más de tiempo. Necesitamos a todos para la causa, ahora mismo no tener a Lucas, Jonathan y Manu Molina es un inconveniente, igual que no tener a Lolo. Vamos a centrarnos en lo que tenemos, porque son los que van a competir este día. Pero tener a todos los jugadores de la plantilla a su máximo nivel es bueno para los entrenamientos, sube el nivel y la competitividad de los jugadores, que ven que si no aprietan les pueden quitar el puesto. Tener a todos disponibles es algo muy bueno para la plantilla, y para nosotros porque nos lo ponen difícil. Es verdad que luego se complica a la hora de hacer una alineación o convocatoria, pero eso luego es decisión nuestra. Quiero tener a todos al cien por cien, porque creo que sería fenomenal grupalmente.

Varios días en Galicia. A nosotros nos ha venido cojonudo estar aquí y pasar tiempo. Tengo que agradecerle al club el esfuerzo, porque es estar fuera de Guijuelo cinco días en un hotel. Se lo agradezco públicamente, porque nos ha venido espectacular. A mí para compartir más tiempo con ellos, ellos para convivir más conmigo, poder trabajar aquí, ver cosas, cohesionar el grupo, que pasen más tiempo juntos y no sea solo estar en el vestuario. Pasan más horas juntos, unos juegan a la play-, otros se echarán una pocha…ese día a día se necesita más en estos malos momentos para que grupalmente estén unidos. Si hay un buen grupo se está más cerca de conseguir los resultados.

Puntos a mejorar en ataque. Hay que trabajarlo, no hemos tenido tiempo. Defensivamente hemos mejorado porque es donde hemos incidido, pienso que cuando haces una casa tienes que empezar por los cimientos, si empiezas por el tejado seguramente la casa se vaya a caer. Había que conseguir esa consistencia defensiva, que los jugadores crean en ese modelo y metodología, que se sientan cómodos y piensen que hay que empezar a trabajar desde ahí. Lo estamos haciendo, pero no hemos incidido mucho en el ataque porque entre viajes y partidos no hemos tenido tiempo con las cargas de entrenamiento. Estos días hemos incidido en salida de balón, sectorialmente cómo unir la línea de medios con la de los delanteros, cómo hacer rupturas, cómo asociarnos…ofensivamente se irán viendo cosas, porque estos días atrás “les hemos dejado libres a lo que trae el jugador de serie”. No ha habido unas pautas, no porque no hayamos querido, sino porque hemos intentado priorizar la defensa. Hemos armado el grupo defensivamente y ahora iremos metiendo esas cosas ofensivas, porque tenemos jugadores con buen pie para asociarse y finalizar.

Sacudirse la presión. Me jugaría 200 euros a que una victoria refrendará todo lo bueno que están haciendo y cómo están entrenando, estoy seguro de ello. Se quitarían un peso de encima y sería un punto de inflexión. Si por desgracia no es mañana, tenemos luego un montón de partidos en casa donde el Municipal siempre ha funcionado. Es difícil perder allí y espero estar a la altura, que no se rompa esa racha al llegar yo. Nuestra primera final es mañana, hay que intentar ganar los tres puntos, aunque si luego es uno, pues cojonudo. En los cuatro partidos de casa tenemos que ir a muerte para sacar todos los puntos posibles y estamos capacitados como equipo.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *