Logotipo Saldeporte
-->

Esta semana toca felicitar a muchos compañeros

‘Lo que da de sí una tirada larga’

Juan Carlos Hernández | 12 octubre, 2021

Normalmente comienzo los artículos contando lo que he hecho durante la semana y al final dedico unas líneas a alguna persona o hecho importante al que quiero hacer mención. En esta ocasión el orden va a ser el inverso porque la ocasión lo merece y en primer lugar quiero felicitar a Agus por volver a pedalear después de meses parado por la caída que tuvo con la bici de carretera. Me alegra mucho que vuelvas a rodar y de aquí a unas semanas coincidiremos porque esta y la que viene tengo la bici un poco de lado por la preparación de la media. Cuando pusieron la foto en el grupo del club ciclista Alba de Tormes me llevé una sorpresa porque él no había dicho (al menos públicamente) que iba a salir y allí estaba, montado de nuevo en la bici y además al lado de Chuchi, con el que hace tiempo que tampoco coincido.

Lo dicho, bienvenido y a disfrutar de las salidas, aunque supongo que ahora te costará un poco volver a coger el ritmo, o no, porque después vi la foto del pantano y hasta allí y vuelta no dejan de ser unos 50 kilómetros, lo que para empezar no está pero que nada mal. Otro con piernas de sobra.

Y también mención especial a los componentes y familiares de otro de mis clubs, el Costa de la Luz de Cádiz, que este fin de semana se plantaron en Lanzarote para participar en un ironman. Como sé (o más bien imagino) lo duro que es preparar una competición de ese calibre, los sacrificios personales de los entrenamientos y familiares porque suele ser a la que se quita el tiempo, no puedo menos que estar orgulloso del club del que va a hacer un año próximamente entré a formar parte, aunque sea para bajarles las estadísticas y las medias en las salidas largas de bici por la sierra (¡es lo que hay!).

Lo dicho, en la isla canaria se plantaron un buen grupo de integrantes del club y algunos familiares para participar en una de las pruebas más duras que se celebran en el calendario. Por las fotos he podido ver que han disfrutado de su estancia y que han sufrido la prueba. Pero lo que cuenta es que allí han estado, que han superado un reto personal y el recuerdo permanecerá.

Incluso algunos repetirán, aunque ahora los comentarios sean que no les vuelven a embaucar en una de esas. Sobre eso sé mucho. No se me olvida nada más acabar mi primer triatlón cuando le dije a Ana que “una y no más” y ella respiró aliviada y cómo al cabo de un rato, ya descansado y tomando una cerveza, lo que decía era que el próximo lo haría saliendo atrás en la parte de natación para evitar los golpes que me habían dado en la primera boya y con una bici en condiciones y ella se dio cuenta de que no se iba a librar de sufrir viéndome en esas pruebas, pero por supuesto siempre a pie de calle animándome al pasar y esperándome a la llegada en meta.

Por cierto, segundos por equipos (o primeros según aparece en internet). ¡Como para no estar orgullosos! Además, conozco personalmente a casi todos los que han ido y he compartido con ellos actividades cuando he bajado estas últimas vacaciones.

Y en cuanto a la semana, ya todo supeditado a la media del próximo domingo. Intento no cargar mucho las piernas en otras actividades, pero es difícil por la acumulación y la carga de trabajo que hay estos días previos a las fiestas de Alba. De todas formas, la media siempre coincide en estas fechas y ya sabía a lo que me enfrentaba.  

La bici esta semana se ha quedado parada porque el sábado por la mañana tocaba trabajar y por eso es por lo que no coincidí con Agus y me enteré por las fotos de su regreso. El tener que hacer tiradas largas es lo que tiene, que dependes del trabajo y que tienes que dejar otras actividades a un lado.

Y ya ni os cuento si lo que se prepara es una prueba multidisciplinar y exigente que requiere mucho tiempo en horas durante meses de preparación. Lo que os comentaba antes, que preparar una prueba del tipo de un ironman son meses de sacrificio personal e incluso familiar para después jugárselo todo a unas horas de competición. Por eso me encanta la mentalidad de la gente del club de Cádiz, disfrutar, o al menos intentarlo (que se suda y se sufre) de los entrenamientos, de la estancia previa en el lugar de la prueba y después de ella, en la tercera transición o el tercer tiempo que llaman en el mundo del rugby.

De todas formas lo de preparar una media no se puede comparar porque lo más que me supone es durante un mes organizarme bien para tener una salida larga semanal, aumentando el tiempo gradualmente y la semana previa olvidarme de la bici para no cargar en exceso las piernas.

En mi caso lo peor es cuadrar que el día de la competición no haya nada en lo que me toque trabajar por ser las fiestas (ha habido años que corriendo y atendiendo al teléfono o llegar y a toda prisa de vuelta) y esta ocasión no va a ser menos y me estoy temiendo lo peor después de haber conocido el programa festivo, pero a ver si se puede arreglar. La tirada larga esta vez ha sido en domingo por trabajar el sábado y me acompañó Gabriel, de la escuela de atletismo, que tiene piernas para eso y más. 1 hora y 50 minutos que han sido una media real y con la equipación de competición para volverla a probar año y medio después y por si el próximo domingo…

Buena semana, [email protected]

Compartir

Deprecated: Tema sin comments.php ha quedado obsoleto desde la versión 3.0.0 y no hay alternativas disponibles. Por favor, incluye una plantilla comments.php en tu tema. in /var/www/vhosts/saldeporte.com/httpdocs/wp-includes/functions.php on line 5061

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *